Observación de Aves
< VOLVER
En Córdoba es posible la observación de aves de distintos linajes a lo largo de todo el año, siendo particularmente importantes aquellas especies que están en peligro de extinción y las especies endémicas.

En Córdoba es posible la observación de aves de distintos linajes a lo largo de todo el año, siendo particularmente importantes aquellas especies que están en peligro de extinción y las especies endémicas.

La provincia posee variados ambientes y condiciones climáticas que permiten el desarrollo de distintos tipos de vegetación, situación que determina la gran diversidad de avifauna que presenta la región.

Nuestra provincia recibe la afluencia de aves desde países de Norte, Centro y Sudamérica, además de diferentes regiones fitogeográficas de nuestro país, tales como la Patagónica, la Andina, del Monte y la Pampeana.

Las distintas áreas naturales provinciales son los espacios mejor conservados y, por eso, los más apropiados para realizar actividades de observación o “birdwatching”, y han sido designados como Áreas de Importancia para la conservación de Aves (AICAs) por Aves Argentinas-BirdLife International.

Uno de los sitios de gran interés científico y turístico es, sin dudas, la Pampa de Achala, que incluye el Parque Nacional Quebrada del Condorito, considerada como una isla biogeográfica en la que existen especies únicas. Allí se encuentra una población estable de la especie emblemática de América del Sur, reconocida como el ave voladora más grande del mundo: el Cóndor andino. Pero también, entre pastizales y bosquecillos de altura, conviven aves endémicas como el “Canastero pálido”, el “Canastero serrano, el “Gaucho cola blanca” y la “Remolinera oscura” entre otras.

En las Salinas Grandes se encuentra la “Monjita salinera”, especie exclusiva (endémica) de ese ambiente. En la Reserva Forestal Natural Chancaní habitan la “Lechuza bataraza” y el “Aguila coronada”, especies cada vez más escasas en Argentina.

Por su parte, en la Reserva de Usos Múltiples Bañados del Río Dulce y Laguna Mar Chiquita se encuentran las tres especies de flamencos de Argentina: el “Flamenco austral”, el “Parina grande” y el “Flamenco de James”. Además, se pueden observar varias especies de chorlos y playeros que nidifican en el norte de América, como el “Falaropo tricolor” y el “Playero canela”.

Esta actividad puede realizarse con el acompañamiento de guías especializados, asegurando la conservación de los ambientes y de los hábitats que posibilitan la presencia de las aves.