Mar Chiquita
< VOLVER
La región de Mar Chiquita se encuentra ubicada al noreste de Córdoba capital, ocupando la zona de influencia de la Laguna Mar Chiquita. Partiendo desde la ciudad de Córdoba, a esta región se accede por ruta provincial 17.

La región de Mar Chiquita se encuentra ubicada al noreste de Córdoba capital, ocupando la zona de influencia de la Laguna Mar Chiquita. Partiendo desde la ciudad de Córdoba, a esta región se accede por ruta provincial 17.

Esta zona es producto del esfuerzo de sus habitantes, que desde siempre han tenido el deseo de hacer conocido el paraíso en el que viven. La protagonista más importante de esta área turística es la reconocida Laguna de Mar Chiquita, una laguna de agua salada de 6 mil kilómetros de extensión, que constituye uno de los humedales salinos más grandes de Latinoamérica y del mundo.

Esta región alberga a importantes localidades, entre las que se destacan ciudades, comunas y parajes. Las ciudades de Miramar, Balnearia, Marull y La Para, constituyen los centros urbanos más destacados, con una adecuada infraestructura hotelera, servicios al turista y una atractiva propuesta gastronómica. Le siguen en importancia los poblados de La Puerta, Morteros, Brinkmann, La Paquita y Altos de Chipión.

El ecosistema propio de esta zona se distingue por la presencia de una variada y abundante flora y fauna autóctona, con más de 250 especies de aves. A la vera de la laguna, se pueden contemplar hermosos flamencos rosados, gaviotas, patos y otras especies de ambientes acuáticos. A esta propuesta de avistaje de aves, se suman otras alternativas igualmente interesantes como la pesca de pejerrey, deportes náuticos, excursiones guiadas, safaris fotográficos y paseos nocturnos.

Existen tres ríos que desembocan en la Laguna de Mar Chiquita: el Río Primero, el Segundo y el Río Dulce, en los cuales es posible pescar pejerreyes, bogas, carpas, mojarrones y tarariras, siempre y cuando se cuente con la carnada adecuada. Además, en los bañados del río dulce, se puede disfrutar de la pesca del Dorado, “el tigre de los ríos”.

La Laguna de Mar Chiquita, también invita a sus visitantes a disfrutar de actividades vinculadas al turismo salud, aprovechando las propiedades minerales del agua: fangoterapia, paseos anti stress y masajes relajantes, convierten s esta laguna un verdadero “spa”.

Aquellos visitantes que disfrutan de los recorridos culturales, no pueden perderse la oportunidad de conocer el Museo Histórico de la localidad de La Para, la centenaria Iglesia de la Virgen de la Asunción ubicada en Marull, y el Museo Aníbal Montes de la ciudad de Miramar, que propone interesantes ciclos y muestras de arte.